Bótox: todo lo que siempre has querido saber (y quizás no te han contado)

11 May, 2021

botox que es precio informacion

 

El Bótox es uno de los tratamientos cosméticos con más demanda en la actualidad y que más pasiones levanta, ya sean a favor o en contra. Es normal que nos entre miedo al ver esas expresiones pétreas en el rostro de algunas celebrities, que hacen evidente un mal uso de la toxina botulínica. Pero, ¿y esa gente que parece que envejece a otro ritmo? Nadie habla de los pinchazos bien realizados, porque no se notan. 

Si lo que te interesa es su uso estético, atenta: los médicos usan el Bótox para tratar dos tipos de arrugas: las estáticas y las dinámicas. Las primeras son las arrugas más profundas, las que ya están ahí aunque no muevas la cara. Se forman con el paso de tiempo a partir de las expresiones faciales, como fruncir el ceño, sonreír y levantar las cejas, mientras que las arrugas dinámicas solo son visibles cuando haces una expresión facial. El objetivo del tratamiento con Bótox es prevenir por completo la formación de arrugas estáticas, y en algunos casos, eliminarlas a largo plazo.

Pero, ¿qué es exactamente el Bótox? ¿Va a quedarte cara de Spock después de someterte a un tratamiento? Intentaremos resolver todas las dudas que suelen asaltarnos cuando hablamos de este material cosmético con tan mala fama entre algunos sectores (aunque muy seguro a nivel médico según numerosos estudios). Y es que además de uso cosmético, este material se utiliza también para tratar algunos tipos de migraña e incluso la hiperhidrosis o sudoración excesiva, como alternativa permanente a los desodorantes antitranspirantes. Empecemos.

 

¿Qué es el Bótox?

botox que es toxina botulinica

El Bótox o toxina botulínica es una neurotoxina que afecta a los nervios impidiendo la comunicación con los músculos, e inyectada en áreas clave del rostro produce una parálisis temporal muscular que dificulta la aparición de las arrugas. Sin embargo, no es algo permanente: el cuerpo va recuperando esa función a medida que va pasando el tiempo desde el tratamiento. Si por ejemplo te lo inyectan entre las cejas, te costará un poco más fruncir el ceño, y eso impedirá o retrasará la aparición de arrugas en esa área del rostro.

Qué es mejor, ¿el relleno de ácido hialurónico o el bótox?

Una opción no es mejor que la otra: son sustancias distintas que tienen diferentes usos, muchas veces complementarios y combinables en un tratamiento. El bótox se utiliza para paralizar los músculos faciales, y en general se usa únicamente en la parte superior de la cara, como la frente y alrededor de los ojos. En cambio, el ácido hialurónico y sustancias similares «rellenan» las áreas que han perdido volumen y suavidad, y también es útil para tratar las arrugas y cicatrices. Su uso se extiende a toda la cara, como los labios, su contorno o las mejillas. 

Leer: He probado una máscara LED antiedad: este es el resultado

¿El Bótox previene las arrugas?

cuanto dura botox

 

Sí, el bótox previene la aparición de arrugas y es capaz de disminuir su apariencia en un gran porcentaje. El Botox interfiere con la estimulación nerviosa del músculo que está provocando un exceso de expresiones faciales.

Además de relajar las líneas de expresión entre las cejas o el contorno de los ojos, el Botox también puede levantar las comisuras de la boca que se van cayendo con la edad, suavizar la apariencia de la barbilla, suavizar las arrugas de fumador alrededor de la boca y difuminar las arrugas verticales del cuello.

¿Duele su aplicación?

Toda intervención en la que entre en juego una aguja puede resultar molesta. Si eres especialmente sensible a este tipo de dolor, el doctor puede aplicar anestesia tópica (una crema anestésica) unos minutos antes de la aplicación, además de adormecer la zona con un poco de hielo.

Cuánto duran los efectos del Bótox

 Inmediatamente después de recibir el tratamiento, el Bótox tardará entre uno y diez días en activarse y, en general, dura entre tres y cuatro meses, hasta que tu cuerpo regenera los nuevos receptores dentro del músculo.

¿Me quedará la cara «congelada» y antinatural?

botox cara congelada antinatural

 

Si acudes a un centro con profesionales experimentados y buena reputación, es poco probable que ocurra. Un especialista sabe qué cantidad de Bótox aplicar, en qué sitios y de qué manera, a partir de un estudio de tu anatomía facial y expresiones.

El efecto «muñeco de cera» ocurre cuando se aplica demasiada cantidad, o directamente, no se ejecuta bien. Una mala aplicación también puede causar asimetrías, como levantar más una ceja que la otra. 

¿En qué zonas de la cara puede usarse el Bótox?

botox en la frente patas de gallo

Eso depende del país en el que te encuentres. En España sólo está aprobado el uso cosmético de la toxina botulínica en la parte superior de la cara para el tratamiento de las arrugas de expresión de la zona de la frente, el entrecejo y las patas de gallo. En cambio, en Estados Unidos su uso sí está autorizado para otras zonas del rostro.

Cuál es el precio de un tratamiento con Bótox

El precio de este tipo de tratamientos suele ser elevado. Dependerá mucho de la zona a tratar y la frecuencia de los pinchazos: cómo sus efectos no son permanentes, pude ser necesario recurrir a varias infiltraciones para conseguir el resultado deseado. Por regla general, el coste del tratamiento de la zona de los ojos suele rondar los 250 euros, mientras que los precios para la zona del entrecejo y frente fluctúan entre los 300 y los 350 euros. Aún así, dependiendo de las necesidades de cada persona, podríamos llegar hasta los 600 euros.

Es importante remarcar que encontrarás algunas ofertas en Internet de más del 50% en páginas como Groupon. Por norma general, desconfía: no suele tratarse de centros médicos, sino lugares como gimnasios o centros de belleza. Suele haber letra pequeña. El coste de los viales, sumado al IVA y al profesional cualificado que lo administra no es barato en ningún caso.

Cuál es el mejor centro para administrarse Bótox

El mejor centro para administrarse Bótox es aquél que está autorizado para hacerlo, cuenta con profesionales médicos y goza de buena reputación. Tu dermatólogo puede recomendarte a un especialista de confianza, aunque también puedes buscar información por tu cuenta.

Huye de gimnasios, peluquerías u otros centros que promocionan este tipo de tratamientos por un precio muy inferior al habitual.

Sigue leyendo: